Que Siga el Show
Primera conclusión, Néstor no resucitó al tercer día. Para seguir en el camino de la santificación, ahora van por la teoría del apocalipsis: el Barba se está llevando primero a los salvados. Cualquier teoría sirve para destacar la inutilidad de Cristina. Se entiende, hay que llegar como sea a no se sabe dónde. Sin embargo, el llamado constante a profundizar el modelo, me resulta bastante gracioso. Probablemente no entendimos bien  el mensaje y Profundizar el Modelo, quiere decir que nos va a llegar hasta la nuca. El modelo no se puede profundizar, porque nunca existió.
Hay que reconocerles la onda y el esfuerzo. Como dice @vlondo, los que por estos días dicen que el modelo continúa y que todo está joya, son los mismos que hace un par de semanas decían que Néstor estaba pipí-cucú y que había Kirchner para rato. Pero ahora que se dirimió la disyuntiva de Pingüino o Pingüina en 2011, tendrían que esforzarse un poco más en lo que piensan hacer, a no ser que supongan que con encargarle una encuesta a Nueva Comunicación para que les de una imagen positiva de Cristina en torno al 60%, y meter al gordo del Máximo en la Quinta de Olivos, sea una buena forma de gobernar hasta el 2015. Uno entiende que si Timerman llegó a Canciller, el Máximo puede llegar a Emperador, pero tampoco es parámetro. 
También le están chingando si suponen que alcanza con la mera militancia desinteresada de los flacos de La Cámpora pasando hasta tres veces y un Bauer cantando el Ave María. Lo único creíble del desfile fetichista fue el productor agrario agradeciéndole a Cristina delante de todas las cámaras. Más allá de que sea un amiguillo de Willy Moreno, es bueno que la gente reconozca a quienes le llenaron los bolsillos a fuerzas de negociados. 
El setentismo les está saliendo tan bien que hasta consiguieron la misma indiferencia del común de la gente de aquellos años. La clase media argentina, lo único que quiere es llegar a fin de mes, que no les violen a la nena, que no los hagan cagar fuego de un corchazo para afanarles el producto del laburo y poder rascarse las pelotas los domingos. El resto, se discute. 
Pero por un extraño mecanismo de bloqueo hacia lo que los rodea, siguen insistiendo en que están todos equivocados. Los edificios públicos pintados de arriba abajo con lemas tales como Fuerza Cristina, Ni lo intenten, No Pasarán y La Lucha Continúa. El amedrentamiento constante hacia toda forma de razonamiento político. La idea es sencilla: Si no te diste cuenta que este es el mejor gobierno de la historia, te lo haremos entender por la fuerza. 
Una de las cosas que más llaman la atención en todo este vendaval de anacrónicos mitómanos, es la presencia de Milagro Sala en la arena de los medios. Milagro es el auténtico ejemplo del paradigma Kirchnerista. Si al día de la fecha, su accionar sigue siendo necesario, no es precisamente porque nos esté yendo de puta madre. Si el asistencialismo masivo sigue siendo menester, entonces que me expliquen dónde se hallan las bondades del modelo. 
Ya finalizó el horario de protección al Kirchnerista. Ya podemos empezar a hablar nuevamente de los 206 niños muertos por causas no violentas -según el parte médico…yo soy de los que creen que el hambre, en esta patria de la abundancia, es un crimen- en Misiones, de la sobrefacturación en cada obra pública -llegando al 300% en el Plan Federal de Viviendas- del aumento de la pobreza que ya está otra vez en el 32% de la población argentina, de qué se va a disfrazar Moyano ahora que Balestrini se despertó y de cómo se va a sostener el país dentro de 20 años si las familias que contribuyen al sostenimiento del Estado están teniendo un hijo por pareja, mientras que los que no tienen un mango, siguen llenando la patria de pibes que difícilmente tengan acceso a una educación que los prepare para el futuro. 
Lunes. Ellos son los que la tratan de inútil. Nosotros no necesitamos remarcarlo. Ya la conocemos.